Planificación de RRHH: 4 consejos para realizar el balance de fin de año

Otro año se ha ido, pero todavía es tiempo de hacer un balance de errores y éxitos, con el objetivo de evitarlos en el futuro y construir una buena planificación de RRHH. De esta manera, es posible lograr grandes resultados en la gestión de las personas y de la empresa en general.

La pregunta es, ¿qué factores se deben considerar en este balance? Es necesario analizar los objetivos ya diseñados, los indicadores de rendimiento y el propio clima organizacional, por ejemplo. Así que puedes tener una visión sistémica de todo lo que está sucediendo.

Pensando en ello, ideamos un guía para usted. Hoy, será posible descubrir los puntos principales que deben ser considerados en el balance de fin de año y cómo ayuda en la planificación de RRHH. ¡ Continúe leyendo y manténgase sobre el tema!

1. Evaluar el alcance de los objetivos proyectados

Cada sector de recursos humanos tiende a trabajar con objetivos para el corto y mediano plazo, generalmente mensual y trimestralmente. Evaluar si estos objetivos se han logrado es el primer paso hacia el balance. También es posible considerar objetivos de otros sectores, como el nivel de satisfacción de los clientes finales, un objetivo del área comercial.

Es posible realizar un seguimiento de los objetivos relacionados con la asistencia de los profesionales, la mejora en el tiempo de reclutamiento e incluso la satisfacción de los clientes finales. Basándose en los resultados, los objetivos realistas y desafiantes deben elaborarse para el próximo año.

2. Investigar el clima organizacional actual

El clima organizacional representa la “atmósfera” en el trabajo y es sin duda uno de los elementos más importantes para el compromiso y la productividad de los profesionales. Es necesario hacer la investigación climática, a través de sistemas específicos o cuestionarios, evaluando lo positivo o negativo que es. Esto ayudará en el equilibrio de RRHH y nueva planificación.

Sin embargo, la mejora climática es un proceso que depende de una acción conjunta. Toda la compañía, especialmente los líderes del equipo, debe comprometerse con el tema.

3. Elevar los indicadores clave de rendimiento

Los indicadores clave de rendimiento, también llamados KPI, funcionan como termómetro interno. Con ellos, es posible medir lo que ha estado bien o mal, así como Cari una cronología que apunte a avances o regresiones.

Hay varios indicadores que pueden ser considerados en el balance: tasa de rotación, ausentismo, nivel de satisfacción de los empleados, número de retrabajo, etc. Estos indicadores deben ser monitoreados periódicamente.

4. Analizar el desempeño y la competencia de los empleados

Otro factor que merece ser destacado es el análisis de rendimiento y las habilidades de los empleados. Los profesionales capacitados, comprometidos y entrenados son mucho más efectivos en sus actividades y contribuyen a alcanzar metas y metas.

Este análisis se puede hacer con formas tradicionales o sistemas más modernos, entonces debe ser cruzado con los años anteriores, buscando evaluar el crecimiento de los profesionales. También será muy útil crear un plan de mejora para el futuro.

Ves, ahora estás a bordo. Estos son algunos de los puntos más importantes que se deben considerar para hacer el balance de fin de año. De esta manera, es posible tener una visión sistémica y crear una planificación de RRHH mucho más eficiente.

¿Te gustó el contenido? Aproveche la oportunidad de suscribirse a nuestro newsletter y obtener consejos sobre la psicología y la gestión de personas directamente en su correo electrónico.

 

Psyalive

Seleccionamos el psicólogo adecuado para su necesidad y le permitimos tener una consulta en línea por videoconferencia desde cualquier lugar del mundo.

Deja un comentario