Nomofobia: el miedo intenso de quedarse sin conectarse

¿Qué es la Nomofobia?

La nomofobia es el nombre dado al miedo de quedarse sin el celular, de no poder comunicarse y sentirse extremadamente ansioso por la pérdida y ausencia de éste. El término viene del inglés: en el sin, móvil móvil, phobia miedo, fobia. Miedo de no tener acceso al celular.

El uso no controlado de las tecnologías digitales

Vemos que en los días de hoy la tecnología es importante y nos ayuda mucho en precisión, estudios e investigaciones. Sin embargo, el uso no controlado y más allá de lo normal traen incomodidad e innumerables factores que pueden perjudicar la vida de la persona que no desconecta y que permanece todo el tiempo ligado.

Cualquier persona es susceptible a la Nomofobia. Así como los jóvenes, los adultos y los empleados de las empresas que necesitan estar conectados a Internet, por ser una herramienta de trabajo, también pueden verse afectados.

Las personas empiezan a distanciarse unas de otras hasta el punto de la convivencia interpersonal y familiar quedar perjudicadas. A pocos, si no tiene cierto autocontrol o búsqueda de ayuda psicológica, la situación de las relaciones sociales va empeorando hasta resultar, posiblemente, en trastornos psiquiátricos.

Poseemos la necesidad de estar conectados con los demás. Hemos sido creados para ser seres sociales, que interactúan con otros. No se puede quedar aislado. Las personas que viven solitarias pueden enloquecer. Hay varias formas de estar con los demás de forma presencial, pero el celular ha distanciado a las personas en ese sentido.

¿Es muy extraño no es? Queremos estar cerca de las personas con las facilidades y comodidades que la tecnología nos ofrecen, pero, sin darnos cuenta, alejamos las que están muy cerca de nosotros.

El “detox digital”

El celular es la conexión más fuerte que nosotros tenemos. Todo se hace en el celular. Se convierte en una fragilidad del ser humano. Es ilusión pensar que no se vive sin el celular. Necesitamos hacer un detox digital. Esto significa que necesitamos entrenar en quedarnos unas horas sin el celular, durante un día o más, frecuentar espacios que no permiten el uso del celular, etc.

Si alguien te llama y estás en el trabajo o en el aula, tienes que acostumbrarse a no atender el teléfono. Salir de la conexión es también protegerse de la intoxicación digital. Necesitamos estar bien emocionalmente hasta para hacer el uso del aparato, para que no seamos inconvenientes en ciertas situaciones sociales.

Recuerde: ¡nosotros no somos omnipresentes!

No somos omnipresentes. No pienses que tienes que contestar todos los correos electrónicos, aplicaciones y mensajes. Lo que nos preocupa es que la persona comienza a poner su propia seguridad interna y su vida en un aparato. Los niños, adolescentes y adultos que viven todo el tiempo en el celular están alimentando problemas de vicios, ansiedad, depresión, baja autoestima, problemas interpersonales, en el trabajo, en sus propias casas y otros daños diversos.

Si usted necesita estar todo el tiempo conectado en el móvil significa que usted está completamente desconectado de usted.

El vicio de estar todo el tiempo conectado se asemeja al vicio de un dependiente químico según la psicóloga Elisa Faria: “ese vicio es equiparable al de dependientes químicos, que sufren crisis de abstinencia: cuando el individuo está lejos del dispositivo móvil, el organismo corta la liberación de dopamina, causando taquicardia y desesperación.

¿Qué sucede cuando las personas no se responden inmediatamente?

Entra en sufrimiento por tonterías, la persona que está adicta entra en pánico porque no fue respondida o su mensaje no fue vista, y eso desencadena toda suerte de procesos ansiosos, estrés, depresión, etc.

Hay también la cuestión de la persona necesitar la aprobación de los demás a través de redes sociales como Facebook, Instagram, etc., poniendo su autoestima ante la cantidad de gusto por día, o de mensaje colocadas en el App al postarse selfies de diversas formas.

Necesitamos saber controlar mejor ese instrumento que tenemos en nuestras manos, para que él nos sea beneficioso y para que no traiga perjuicios para nuestra vida en todos los sentidos.

Síntomas de una persona nomofóbica

  • Incapacidad de dejar el teléfono apagado;
  • Baja autoestima;
  • irritabilidad;
  • Depresión o inestabilidad de humor cuando el uso de Internet está limitado;
  • Dificultad en las relaciones sociales;
  • Preocupación constante en relación a la batería del celular;
  • la impaciencia;
  • Necesidades de recompensa en las redes sociales de gustar, curtidas y puntos en caso de juegos en el celular;
  • Sentirse constantemente preocupado por correos electrónicos, mensajes, llamadas; y de quedarte sin la conexión o si estás en lugares que la conexión está mal;
  • En el caso de que se produzca un error en el teléfono, las dificultades de quedarse sin internet y utilizar el celular como válvula de escape, para no tener que enfrentar la realidad de los problemas;
  • etcétera.

Consejos para quien quiere evitar el vicio del celular

  • Intenta tener un reloj o despertador para no tener que mirar el celular y luego querer chequear otras cosas. Controla el tiempo de tus actividades con un reloj de pulsera.
  • Intente utilizar una aplicación que le avise del tiempo que está utilizando el dispositivo.
  • Intenta dormir más temprano y evitar quedarte viendo el celular en la oscuridad. El Celular va a estimular su cerebro a estar despierto, y eso te dará una pésima noche de sueño, perjudicando tus tareas y el humor al día siguiente.
  • Intenta hacer intervalos durante el día sin usar el teléfono.
  • Tira las aplicaciones innecesarias en tu móvil ya que te distraen aún más.
  • Desconecte las notificaciones de mensajes para que pueda concentrarse más y no estar ansioso de tener que comprobar y responder.
  • Intente quedarse de 1 a 2 horas sin moverse en celular. Comience con media hora, así que usted se va acostumbrando a disminuir el tiempo en el virtual.
  • Establecer más tiempo para estar con sus familiares y amigos y al salir intenta disminuir las miradas en el celular.
  • Haga actividades físicas y cosas placenteras, estas actividades le ayudarán a permanecer más lejos del teléfono.

Espero que estos consejos te ayuden en el control del impulso de permanecer en el celular todo el tiempo. Busque una ayuda especializada que es el tratamiento más indicado para tener resultados eficaces y más saludables

"Nomofobia: el miedo intenso de quedarse sin conectarse", 5 out of 5 based on 1 ratings.

Psyalive

Seleccionamos el psicólogo adecuado para su necesidad y le permitimos tener una consulta en línea por videollamada desde cualquier lugar del mundo.
Avatar

Deja un comentario